El verdadero cambio empieza por realizar una pequeña acción

¿Cómo estás?

Llevo unos meses impartiendo talleres para mejorar las relaciones con nosotros mismos, con nuestras parejas y con nuestros hijos en Colegios Públicos y en Centros de Educación privados y el otro día hablando con una amiga me decía:”qué suerte tienen esos padres de poder recibir esa formación, porque somos muchos los que la necesitamos”

Me di cuenta que todo cambio empieza por un primer paso, que suele ser una pequeña acción en tu parcela de poder. 

No es cuestión de suerte es cuestión de actuar.

Si consideramos importante ayudarnos como padres, mostrarnos otras formas de educar, compartir experiencias, adquirir nuevas herramientas que nos permitan educar con respeto, cada uno de nosotros podemos hacer algo para que la educación cambie.

No se trata de grandes pasos, las altas cumbres se alcanzan, poco a poco, paso a paso, cada uno a su ritmo.

Cada vez somos más los que apostamos por una educación más respetuosa, más consciente, más equilibrada y es momento de unirnos para conseguirlo.

Cómo te decía, el cambio empieza por pequeñas cosas.

Por ejemplo, hace tiempo recibí un correo de una madre que me preguntaba si yo podría ir al colegio de sus hijos a impartir una charla sobre la Disciplina Positiva ( metodología basada en  la amabilidad la firmeza y el respeto mutuo ).

Me comentó que pertenecía al AMPA del cole y que quería proponer una de mis charlas a los padres, socios, que querían educar de otra manera, pero no sabían cómo hacerlo porque no disponían de herramientas.

Su sugerencia, que comenzó por una pequeña acción, como fue enviarme un correo, hizo que este año sea la cuarta vez que vaya a su colegio a impartir una charla y más de 100 padres hayan conseguido nuevas herramientas para educar desde la consciencia, el respeto, la calma...

Si tú crees que el cambio es posible, recuerda que dentro de tu parcela de poder puedes realizar numeras actuaciones que favorezcan que el cambio se produzca, así que si te animas, te invito a que des el primer paso.

Si yo puedo ayudarte de alguna manera, no dudes en decírmelo, te estaré esperando al otro lado

Un fuerte Abrazo
Patricia Coach 

Add A Comment