Cómo saber si tu pequeño está preparado para dejar el pañal

Llega el verano y parece que es el momento de decir adiós al pañal y es verdad que cuando están preparados es una época más cómoda porque al hacer calor el que se mojen o estén todo el día desnudos es una ventaja y no un problema, pero si no están listos para el cambio todo lo que nos parece beneficioso puede ser una verdadera pesadilla.

Nos entran muchísimas dudas de cómo será el proceso, de cómo nos daremos cuenta de si nuestros pequeños están preparados, de cuándo es la edad adecuada para dejar el pañal…

 

Te adelanto que el pañal no se lo tenemos que quitar, ya que se lo quitan ellos, es decir, ellos serán los que nos indiquen si están preparados madurativamente para dar el paso y no es cuestión de edad, ya que hay peques que lo dejan con dos años y medio y otros que con cinco siguen necesitándolo.

Si no es su momento por mucho que queramos no vamos a conseguir que controle sus esfínteres, es un tema madurativo y al igual que cuando comenzó a gatear o a hablar no hicimos nada para que se acelerara el proceso con el tema del control del pis y la caca tampoco podremos hacer nada.

Te invito a estar atento a estas 3 cosas para saber si tu hijo está preparado dejar el pañal:

  1. Observa si le ves maduro, es decir si:  tiene el pañal seco durante varias horas, si sabe ir andando solo al baño, si siente curiosidad por sentarse en el orinal o wc… pueden ser señales que te indiquen que tu pequeño está en proceso.
  2. Escuchale, si te dice claramente: “mamá no quiero pañal”, o “pañal no”, es el momento de empezar el proceso, con calma y sabiendo que si no está preparado siempre se puede volver atrás y no pasa nada, y da igual si estamos en febrero o en agosto, si tu pequeño ya no quiere ponerse el pañal y cumple las señales de que está preparado es el momento de empezar.
  3. Respetale, tanto si quiere quitarse el  pañal como si lo quiere seguir llevando puesto. No pasa nada, todos los niños acabaran controlando esfínteres, el problema está en la sociedad que impone que con 3 años, cuando el niño entra en el cole tiene que ir sin pañal, pero para nuestro alivio hay coles y coles, esos que radicalmente dicen que eso es primordial para ellos poco saben del respeto y de la evolución de cada peque y es que no todos empezamos a andar al mismo tiempo, ni a hablar y tampoco a controlar esfínteres, cada uno lleva su ritmo y hemos de respetarlo.

Y ¿Cómo será ese momento de adiós al pañal ?

Pues te cuento mi experiencia por si te sirve:

Marta cuando cumplió los 28 meses me dijo:” Mamá no quiero pañal”, me sorprendió porque creía que era demasiado pronto, con esos meses  yo ni me lo había planteado, ese mismo día le dije vale cariño ¿quieres que compremos un orinal? me contestó que sí, esa  tarde fuimos a que eligiera uno, un elefante rosa se vino a casa con nosotras para que allí hiciera sus necesidades.

Nada más llegar a casa quiso estrenarlo, dijo: “mamá pis”, así sin más y se fue al orinal del elefante rosa a hacer su primer pis, no puedo negar que me hizo ilusión (al igual que cuando empezó a andar y a hablar). Era una muestra más de que mi hija estaba creciendo y haciéndose “mayor”.

Y después de ese día tuvo sólo dos escapes, uno porque estaba tan emocionada jugando que no se dió cuenta y otro que nos pilló en un centro comercial y no había baño cerca (pagué la novatada de no estar pendiente).

Excepto esas dos veces, te puedo decir que ya no tuvo ningún escape más, está claro que si los hubiera tenido tampoco hubiera pasado nada, estaba aprendiendo, pero me sorprendió que lo que yo creía que iba a ser difícil  fluyó de una manera muy natural y sencilla.

Con el tema de la caca fue lenta, pedía el pañal para hacer caca porque era donde le gustaba y donde se sentía más segura y así lo hicimos, respetándola y acompañándola en el proceso hasta que finalmente decidió que prefería hacerlo en el wc, meses más tarde.

Lo importante como te decía antes es que respetes su ritmo, confíes y vayas sin prisas.

Te aseguro que cuando hay dificultades es porque los peques no están preparados, lo mismo están empezando a estar en el proceso de controlar pero todavía no del todo, así que sólo tendrás que esperar y respetar su ritmo.

Y tú, ¿cómo estás viviendo o viviste el adiós al pañal?

Si quieres que te asesore en este momento o en otro que te encuentres en tu crianza sólo tienes que escribirme a info@patriciacoach.com y te acompañaré encantada

Un Abrazo!

Patricia Coach

 

 

Comments

  1. elena

    Hola,
    En nuestro caso el pis fue fácil de gestionar, pero la caca , no quiere , es muy estreñida y se ve que le cuesta mucho hacerla . Así que ya no solo pide pañal para hacerla , ahora va ella al cajón de los pañales, saca uno se lo pone solita , hace sus necesidades y me llama para avisarme
    Es un poco frustrante , pero quiero pensar que este momento es pasajero.
    Algún día la he querido redirigir al orinal, pero no quiere , así que paciencia

    1. admin

      Hola Elena,
      Es muy frecuente que para la caca necesiten algo más de tiempo, necesitan sentirse seguros y a algunos peques el orinal o adaptador para hacer caca nos les gusta.
      Te invito a seguir como lo estás haciendo, observa a tu peque y verás como cuando esté listo para dar el paso te lo hará saber.
      Si además es muy estreñida hacer porque vaya al orinal o wc si no quieres va a ser contraproducente, algunos peques se aguantan con tal de no ir al orinal o wc y luego es peor porque les salen fisuras que suelen doler mucho y asocian el hacer caca con dolor y se meten en una espiral de la que es mejor no entrar.
      Para lo que necesites me tienes al otro lado 😉
      Gracias por compartirnos vuestra experiencia
      Un Abrazo!

  2. Raquel

    Tenemos el orinal en casa y cada vez que le cambio le pregunto, algunas veces quiere ir y otras no.
    También lo pide cuando voy yo y otras lo que pide es aúpa.
    De todas estas pocas veces ha hecho pipi realmente pero bueno, yo estoy tranquila y sé que llegará el momento porque sólo tiene dos años y cuatro meses.

    1. admin

      Hola Raquel,
      Gracias por compartir tu experiencia con tu peque.
      Seguro que llegará el momento, tarde o temprano si no hay ninguna anomalía, todos acabamos controlando esfínteres.
      Con dos años y cuatro meses es todavía pronto así que con calma y sigue como lo estás haciendo.
      Dentro de nada, echarás de menos el cambiarle los pañales y es que crecen demasiado deprisa 😉

Add A Comment