Cómo parar para no morir en el camino

Llevo unas semanas a tope, fines de semana intensos de talleres, sesiones personales, diseño de nuevos proyectos… y aunque estoy feliz por ello y me apasiona lo que hago llega un momento que se hace necesario parar para no morir en el camino.

Es algo que me cuesta un montón, no sé de donde hemos sacado algunas personas esa frase de:» venga termino con esto y ya paro», pero no paramos, nos vamos a otra cosa, de ésa a otra más y así hasta que de repente explotas.

Mi propósito desde hace un tiempo es no llegar a estallar, darme cuenta antes y poner remedio para no caer una y otra vez en la misma piedra, así que aquí me tienes con un montón de cosas por hacer, escribiéndote para soltar fuera algo de las tensiones y planificando para esta mañana un día de descanso.

Parece fácil eso de: mañana sólo voy a dedicarme a mí, pero en el transcurso del día me surgen un montón de situaciones en los que parece que tengo que luchar por no ponerme a trabajar o hacer tal cosa de la casa, un pepito grillo viene a mi cabeza diciéndome : podrías aprovechar y ordenar un poco los armarios o ir a la compra, o poner una lavadora, o planchar….pero como ya le conozco me hago fuerte y me voy de casa sin mirar atrás, huyendo de cualquier tentación que me acerque a volver a caer de nuevo en la exigencia que tanto daño me hace cuando me aferro a ella.

Nos han enseñado tanto en el:” no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”, que algunas personas nos lo tomamos como dogma a seguir y luego pasa lo que pasa…mal humor, falta de paciencia, malas contestaciones, cansancio extremo, etc.

Ante tantas caídas parece que ya he aprendido y he decidido dejar de ser super woman y tener días de calma, de no hacer para otros y hacer sólo para mí, así que hoy después de varios días de talleres y de trabajo, voy a pasar la mañana  desayunando y charlando con amigas  para volver a cargar pila  y así  el miércoles tener energía renovada.

Si te pareces algo a mí y te encanta hacer y hacer igual te vienen bien alguna de estas propuestas para centrarte:

6 Pautas para tomar consciencia de que es necesario parar: 

  • Antes de que sea demasiado tarde: Para!, si llevas varios días haciendo y haciendo, permítete un día o por lo menos una mañana de disfrutar de algo para ti.
  • Deja atrás la perfección y mira a otro lado cuando las cosas no estén tal y como te gustarían,
  • Date prioridad , es lo mejor para estar bien contigo y con tus hijos.
  • Suelta la exigencia, no pasa nada por no llegar a todo, piénsalo, a veces el lograrlo te lleva pagar un precio que puede ser demasiado alto.
  • Date un homenaje, no esperes a que los otros te lo den,  piensa en algo que te haga sentir bien y a por ello!
  • Quiérete, es decir cuídate , dedica momentos para tu autocuidado y disfruta de ellos.

A mi estas claves me ayudan a saber que parar es necesario en mi vida.

Y a ti, ¿te cuesta parar y dedicarte a ti o te resulta fácil?

Un Abrazo

Patricia Coach

Add A Comment